Vanessa, Kate y Lily · Una trilogía Chanel

Son tres mujeres etéreas que representan un mismo estilo. Vanessa Paradis, Kate Moss y Lily Rose Deep tienen mucho en común. Desde su imagen pública hasta la construcción de su propia carrera ha estado siempre envuelta en un misticismo icónico con el que pocas han tenido éxito en el salvaje mundo del entretenimiento.

Cuando las ves, parece que se fueran a romper. Son diminiutas pero con una mirada tan intensa como el fondo del mar. Cada una eligió el camino de la sutileza estilística al no recurrir al elemento sexual como impronta de su marca. Vanessa comenzó acntando y haciendo presentaciones a los 14 años. Kate Moss fue descubierta por Sarah Doukas cuando tenía 14 años y Lily, ya a la misma edad, era una mujer con un pase a la fama al que tenia derecho por ser hija de  Vanessa y Johnny.

Hoy son un tipo de mujer que piensa mucho más en el rol femenino en la sociedad y no en las exigencias de la mirada masculina en un mundo en el que las barreras machistas están siendo derrumbadas de a poco.

Recuerdo mucho una crónica sobre Kate Moss en la que el reportero la describía en su primera temporada de desfiles. -Nadie daba cinco dólares por ella. Estaba ahí, menuda y bajita entre el grupo de las súper de los noventa que parecían amazonas a punto de ir a la guerra. Si le hubieras preguntado a alguien, te hubiera respondido que esa sería la primera y la última temporada de esa Kate tan jóven-. Algo así decía la crónica y algo así es la grandiosa Kate que aún se mantiene en la competencia.

Vanessa lo logró desde su hit Joe le taxi en 1887. Su fama empezó a crecer y sus movimientos fueron muy cuidadosos. Coqueteaba con la actuación, con la música y con el modelaje desarrollando en estas tres facetas, la consolidación de una cara recordable y memorable por su famosa separación de los dientes frontales.

Por su parte, Lily Rose es la más joven de este grupo. Con 18 años ya está en boga como una it-girl y sonríe poco. Camina casi como si no supera a dónde ir. Cuando mira, lo hace poniendo toda su concentración en el objetivo. Interpretó a Isadora Duncan en la película The Dancer del 2016 y con cuidados pasos, sigue construyendo una carrera modesta pero con un estilo propio y único.

Las tres esconden su vida privada.

Las tres evitan la vana masividad de su nombre.

Las tres fueron fetiches de la marca Chanel.

Las tres son entendibles hasta que quieren dejar de serlo.

Las tres nos invitan a pensar que las mujeres solo deben complacerse a ellas mismas.

Las tres son it-girls de sus épocas.

Las tres son fieles a su identidad.

Las tres son nuestras musas.

Las tres construyeron un mundo en el que todos queremos estar.

Lily-Rose Deep en la campaña de Chanel n.5
Lily-Rose Deep en la campaña de Chanel n.5
Vanessa Paradis en campaña para perfume de Chanel
Vanessa Paradis en campaña para perfume de Chanel
Kate Moss en campaña para perfume de Chanel
Kate Moss en campaña para perfume de Chanel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *