Las tendencias alocadas del 2018 nos confrontan

2

Durante este 2018 hay dos tendencias fuertes que despiertan temor, uno es el regreso del animal print versión leopardo, aunque también estamos viendo en los editoriales y en Instagram algo de Cebra y Pitón, por otro lado se encuentra el neón una idea que vienen impulsando desde Kim Kardashian hasta Blake Lively, pero aunque ambas desafían lo clásico y se acercan a los extremos del espectro ‘fashionista’ ¿por qué están de moda?, ¿serán tendencias con pocos seguidores?

La locura por el Leopardo no es nueva, en los 60’s las groupies lo lucían con confianza y Kate Moss, icono viviente, lo posicionó a principios del 2000, pero luego durante mucho tiempo fue asociado con un aire señorial que alejó a las nuevas generaciones de su uso. En cuanto al neón fue en los 70’s cuando los diseñadores Cardin y Pucci comenzaron a experimentar con su utilización, pero en los 80’s explotó en las prendas y los vídeos musicales, después en la primera década de este siglo fue asociado con la cultura hip-hop a través de tenis o looks de cabello, pero nada tan firme como hasta ahora.  

En este 2018 hay dos marcas encargadas de impulsar su adopción, Réalisation Par en el caso del animal print y Versace con el neón, las dos han dominado el verano en Instagram con sus apuestas, la firma americana con una falda midi estampada que han usado todas las prescriptoras de estilo y la marca italiana con Kim o Jennifer López, quienes han abrazado sus vestidos en los tonos más vibrantes. 

Sin embargo no son propuestas sencillas de digerir, en realidad nos confrontan con nuestros ideales estéticos, pues suele ir conectado a imágenes arrojadas que trasmiten gran confianza personal y bueno aunque el amor propio es prioridad no siempre lo tenemos tan bien aceitado como pensamos. 

4

¿En qué pienso cuando veo el leopardo estampado? Me encanta, pero no siempre encuentro cómo podría incluirlo en mis combinaciones diarias, de allí que mis opciones favoritas sean los complementos como los zapatos o bolsos.

¿Cuál es mi respuesta frente al Neón? No lo veo claro, especialmente las tonalidades verdes y rosadas, menos en un look unicolor, pero pienso intentarlo con los colores púrpura y dosificando su presencia con un blazer, una camisa o unos pantalones. 

El Veredicto: no será fácil usarlas, pero aportan una nueva energía al armario y movilizan la autoestima, pues llevan a reforzar las dosis de desenvoltura para lucirlas sin sentirse observados o mucho menos señalados.

¿Se atreverán con el animal print y el neón en este 2018?

1

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *