La experiencia BACAN – Ropa que llega a tu casa

Hace algunos días me llegó un inesperado correo electrónico. Se trató de una multimarca de ropa llamada BACAN. Por supuesto, como tenía que ver con ropa y me encanta descubrir nuevas formas y espacios para adquirir prendas, ingresé de lo más escéptico, después de todo, hay cientos de correos que siempre nos adelantan colecciones, nos dan pautas de estilo y demás. 

Ingresé a la página web y me encontré con una sencillez sobrecogedora, de nuevo, siempre estamos acostumbrados a entrar a un portal e identificar de una vez las prendas de las nuevas colecciones expuestas con precios, líneas de ropa, ofertas, pero esta vez fue diferente, solamente el nombre BACAN, un pequeño párrafo y dos opciones para clikear: hombre o mujer. 

Bacan 2

Pues se trata de una nueva modalidad de venta y asesoramiento que comenzó por allá en 2009 en los Estados Unidos y se fue replicando en muchos países del mundo y consiste en que respondes una pequeña encuesta de estilo eligiendo prendas que te gustan, referentes estilísticos y ropa que se asemeja a tu gusto y luego, un asesor prepara una caja de hasta 15 productos y te la envía a tu casa de forma gratuita y tienes tres días para probarte las prendas y decidir qué te quieres quedar y qué no. 

Mientras respondes la encuesta y todo el trámite que lleva, que en realidad es muy sencillo, debes dar los datos de tu tarjeta de crédito como garantía por el envío de la caja y luego, cuando pasen por tu casa a llevarse la ropa que no has elegido, se te descuenta el monto de las prendas que decides quedarte. 

El sistema funciona en Buenos Aires desde el 2014 y, como toda novedad en cuestiones de negocios novedosos, lleva su tiempo tomarle el ritmo. Vamos a analizar algunos pros y contras del modelo para que tomes la decisión de entrar y ser parte de una nueva forma de comprar. 

Bacan 1

Pros:

  • No debes ir hasta el centro comercial cada vez que tengas necesidad de adquirir una nueva prenda. La comodidad de tenerlas en tu casa te permite probar combinaciones, pensar looks y asegurarte que vas a poder armonizar todo tu armario y no tendrás que volver a la tienda con una prenda porque te arrepentiste.

  • Tus medidas y registro va a quedar registrado en la tienda, así que, cada vez que sientas el impulso de comprar algo porque tienes un evento o solo por placer, solo necesitas pedir una caja y sabrás con seguridad que te van a llegar opciones personalizadas y un asesor se va a asegurar de que recibas ropa que se alinea con tu estilo. 

  • Tienes la mejor selección para ti de un sin fin de marcas que te van a ahorrar pasear tiendas y tiendas en busca de lo que te pueda enamorar. No solo vas a poder experimentar tendencias que no creías posible para tu gusto desde la comodidad de tu habitación, sino que podrás descubrir firmas que van a hacer parte de tu top 5 sin moverte de tu casa ni estar caminando horas y horas. 

Contras:

  • Aunque el precio de la ropa será el mismo de la tienda, no podrás acceder a descuentos especiales como los de final de temporada o negociar el pago para ampliarlo en cuotas o fusionar efectivo con dinero plástico. 

  • Puede ocurrir que ninguna prenda te guste y recibas cajas y cajas que solo terminen en frustración ya que muchas personas tenemos inseguridades para comprar ropa que solo se pueden superar comprando con amigos o siendo asesorados por una persona de manera presencial. También tiene esto que ver con la idea de comprar para entretenerse.  A muchos nos gusta el plan de salir con amigos a pasear vitrinas, hablar un rato y almorzar en un centro comercial. 

  • Las tallas varían mucho de una marca a otra por la horma de la confección y los terminados y esto solo se soluciona estando en la tienda y probándose diferentes estilos para asegurar el calce. Dependiendo de la forma del cuerpo, a muchos les pasa que no les termina de gustar el ancho de una manga, el largo de una camisa o el cuello, por ello debes tener paciencia y enviar algunas prendas al sastre para que te queden a la perfección. 

Con este panorama, esperamos que puedan decidir si lanzarse a probar esta modalidad y ver si es para ti. 

Si lo deciden, cuéntanos cómo fue tu experiencia y si lo recomendarías a otras personas. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *